Archivo

Una bebé con aproximadamente nueve meses de vida fue trasladada al Hospital Infantil de Peralvillo, desde el municipio mexiquense de Otumba, luego de que consumió cocaína por accidente.

De acuerdo con los reportes, la menor se hallaba al resguardo de su padre, sin embargo, en un descuido se llevó a la boca una graba de cocaína que se hallaba sobre la cama.

Cuando la madre arribó hasta el lugar, la bebé se convulsionaba, por lo que tras realizarle una inspección en la que detectó que tenía algo en la boca, la llevó hasta Protección Civil del municipio para que recibiera atención médica.

El director de Protección Civil y Bomberos de San Martín, Juan Manuel Galván, explicó que la pequeña presentaba presión cardiaca alta, convulsiones y pupilas dilatadas.

Inicialmente los padres señalaron que la menor consumió un polvo, sin especificar de qué tipo de sustancia se trataba. Fue hasta que el médico del Hospital de Otumba les exigió que indicaran que consumió la niña que declararon se trataba de cocaína.

La bebé se encuentra en el Hospital Infantil de Peralvillo, donde se reporta como grave. Se estima podría quedar con secuelas debido al consumo de la sustancia.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.